Make your own free website on Tripod.com
Sección de MP3

Energía

 

¿Qué son los campos electromagnéticos?

Cuando por algún motivo “se corta la luz” tomamos conciencia de la enorme importancia que tiene la electricidad en nuestra vida cotidiana. Estamos completamente rodeados de artefactos que funcionan mediante energía eléctrica. De lo que no tomamos conciencia (porque no los vemos ni sentimos) es de que cada vez que hacemos funcionar alguno de estos artefactos estamos creando un campo electromagnético.
gausómetroLos campos electromagnéticos no deben confundirse con las  radiaciones telúricas. Se diferencias de éstas porque:

  • Son producto de la actividad humana y no existen sin ella.
  • No deben medirse con varillas o péndulos, sino que pueden medirse objetiva y fácilmente mediante un instrumento llamado gausómetro. 
  • Dentro de la comunidad científica se ha acumulado evidencia concreta de que estos campos electromagnéticos pueden estar ligados al cáncer y a otros problemas de salud (aunque el tema sigue siendo controversial). 

¿Cuáles son las principales fuentes de emisión electromagnética?

  • Torres de alta tensión y transformadores.
  • Antenas emisoras de TV o de telefonía celular.
  • Monitores de TV y PC (ordenadores).
  • Luces dicroicas.
  • Hornos de microondas

¿Por qué nos afectan los campos electromagnéticos?

El Dr.Robert Becker ha descripto en su libro "The Body Electric" que todos los organismos generan a su alrededor un campo eléctrico y magnético, y que la integridad de este campo influye en el desarrollo celular. Si concebimos al organismo como una estructura energética, más que como una estructura material, entonces se comprende que las perturbaciones electromagnéticas puedan ser peligrosas. Los campos elctromagnéticos más nocivos son los producidos por la circulación de corriente alterna (la que normalmente usamos en la red doméstica): el cambio de polaridad y la intensidad del campo parecen ser los factores más perturbadores para las funciones de las células vivas.
 

 

¿Qué efectos nocivos pueden producir estas radiaciones?

De entre los muchos efectos descriptos, los mejor documentados son los que se refieren a la leucemia infantil, el cáncer de mama y los tumores cerebrales (en el caso de teléfonos celulares). Es justo aclarar que el tema, desde el punto de vista médico, es controvertido: no todos están de acuerdo en que estas radiaciones sean así de peligrosas. Por eso mismo, tampoco están claros todavía los límites de exposición y hay muy pocas normativas al respecto. También es justo aclarar que hay grandes intereses económicos detrás: en Suiza (uno de los pocos países con legislación sobre campos electromagnéticos y radiofrecuencias), cuando se modificó el límite de exposición de100 a 10 mGauss, se generó un costo (por la modificación del tendido de cables de alta tensión y la posición de antenas emisoras) de 600 millones de dólares.

¿Cómo prevenir los efectos nocivos de las radiaciones electromagnéticas?

Aunque los efectos nocivos de las radiaciones electromagnéticas no están contundentemente demostrados, tampoco está demostrado que sean inofensivos. Por lo tanto, lo mejor es evitarlos prudentemente. Esto significa evitar, siempre que sea posible, exponerse a radiaciones por encima de 4 mGauss (esta cifra podría variar en base a futuros estudios, pero es la que hoy día se considera segura). ¿Cómo hacerlo? A veces, es posible identificar la causa de la contaminación y eliminarla, pero esto es a veces imposible. Las emisiones electromagnéticas atraviesan con facilidad una pared de mampostería. No está probado que haya plantas, minerales o símbolos que sean capaces de desviarlos y lo más probable es que estos remedios no sean de mucha utilidad. Tampoco está probado que ciertas flores de Bach mitiguen sus efectos, aunque el estado físico y anímico de la persona expuesta es muy importante: no todas las personas tienen la misma sensibilidad a estas radiaciones.
Sin embargo, los campos electromagnéticos tienen una "debilidad": su intensidad disminuye rápidamente a medida que nos alejamos de la fuente emisora. A veces, un desplazamiento de 50cm ese suficiente evitar la zona contaminada. Por eso es tan importante contar con instrumentos precisos de medición: un adecuado relevamiento permite, casi siempre, encontrar zonas "sanas".